Personas

Actualidad de la calidad del aire en Barranquilla – Barranquilla – Colombia



Se cumple hoy precisamente un mes desde que Barranquilla y el país en general entraron en la fase de aislamiento selectivo y con ello la entrada a una ‘nueva normalidad’ que va reflejando sus primeras consecuencias, como la recaída de la calidad del aire en la capital del Atlántico.

(Lea también: Así son los últimos días de Electricaribe: el fin de una pesadilla)

Por lo general, los reportes diarios del Índice de Calidad del Aire (ICA) en esta ciudad son “buenos” y fueron buenos durante los variados periodos de confinamiento hasta agosto, cuando permanecía la medida del ‘pico y cédula’, y algunos sectores de la economía se reactivaron.

Dichos reportes son generados por la autoridad ambiental del Distrito, Barranquilla Verde, que realiza un monitoreo en tres puntos: parque Tres Ave María, la Circunvalar (a la altura de la Escuela de Policía) y en la Universidad del Norte, con los que cubre la mayor parte de la ciudad.

Esta red de monitoreo automática cuenta con 20 equipos especializados en los que miden el material particulado (PM10 y PM 2,5), monóxido de carbono (CO), dióxido de azufre (SO2), ozono (O3) y variables meteorológicas, cuya información está disponible al público en general, en la página web de esta dependencia.

Al presentarse una mayor circulación en el número de vehículos, obviamente afecta la calidad del aire

A su vez, hay que tener en cuenta que el ICA es un valor sin una dimensión física asociada para reportar el estado de calidad del aire con base en un código de colores al que están asociados unos efectos generales y cuyo valor está establecido en la Resolución 2254 de 2017.

Es decir que se califica la calidad del aire según el rango de valores a los que se les ha determinado un color. La medición va de 0 a 500, siendo 0 a 50, buena, de color verde; de 51 a 100, aceptable, de color amarillo; de 101 a 150, dañina a la salud de grupos sensibles; salmón.

Además, el rango que compromete seriamente a la salud de la ciudadanía va de 151 a 200, dañina a la salud, rojo; de 201 a 300, muy dañina a la salud, morado; y de 301 a 500, peligrosa, de color marrón.

(Le puede interesar: Electricaribe entrega las llaves a Afinia y Aire)

Hace un mes, desde el primero de septiembre, cuando las calles se volvieron a llenar de vehículos y de transeúntes fueron reportados por Barranquilla Verde indicadores desde 51,5 hasta 55.1 desde la estación Circunvalar a la altura de la Escuela de Policía.

Valores aceptables

O sea, pasó de buena a aceptable, durante todo el día en este punto, pues el reporte muestra en amarillo de las 0:00 hasta las 23:00 de ese primer día de septiembre, solo por material particulado.

Lo mismo sucedió en la estación de la Universidad del Norte, pero desde las 6:00 hasta las 23:00. Siendo el valor más alto 56,6 a las 16:00, y el más bajo dentro de la categoría aceptable 52 a las 7:00., también por material particulado (PM10).

Hay que recordar que este material particulado se desprende de fuentes como actividades industriales, vías sin pavimentar, restos de insectos y plantas, construcción y actividades agrícolas.

“La calidad del aire está condicionada por diversos factores. Uno de ellos es el impacto de las fuentes móviles, que existen muchos en Barranquilla y son los que generan el 70 por ciento de contaminación atmosférica. Al presentarse una mayor circulación en el número de vehículos, obviamente afecta la calidad del aire”, manifestó el director general de Barranquilla Verde, Henry Cáceres.

Sin embargo, destacó que el índice marcó una calidad aceptable, lo cual no significa riesgo alguno para la salud pública.

Los niveles de PM2,5 se incrementaron hasta 98 m3, cuando lo máximo permitido es 37,5 m3, siendo el valor más alto presentado en nuestros indicadores en los últimos tiempos

El espacio más contaminado

Ahora, esa tendencia aceptable, especialmente en la estación de la Escuela de Policía, se mantuvo el 2, el 4, el 5, el 6, el 7, el 13, el 14, y el 19 de septiembre, partiendo de que el último reporte de la entidad aparece hasta el 20 del mismo mes.

De hecho, es el área de la Escuela de Policía con Circunvalar el que más arroja índices altos de material particulado, aunque valga aclarar que allí se encuentra una de las tres estaciones y se mantiene en aceptable.

La zona de la Circunvalar, a la altura de la Escuela de Policía, es la más afectada.

Foto:

Vanexa Romero /EL TIEMPO

Esta zona está ubicada entre Barranquilla y Soledad, donde hay un constante tráfico al significar una de las principales vías de la ciudad y su área metropolitana, en la que además se encuentra al frente de la Escuela un lote privado a cielo abierto, enmontado, y con acceso a varios barrios municipales.

“Por su ubicación y la dirección del viento en ese punto, puede ser influenciada por la zona portuaria de la ciudad, ahí hay carbón, hay una cantidad de cosas que transitan, pasa mucho transporte público, no solo de Barranquilla, sino de Soledad y otros municipios, lo que hace que se presenten unas concentraciones más elevadas”, dijo el funcionario de Barranquilla Verde.

Efectos de las quemas en las islas

Henry Cáceres, quien explicó que, generalmente, las buenas condiciones de la calidad del aire en los últimos días se deben a las lluvias, recordó que particularmente las quemas que provienen no solo del parque Isla Salamanca, sino también de las islas han dejado serias afectaciones a Barranquilla.

“Han afectado a la ciudadanía, de tal manera que un incendio que se presentó el 23 de junio tuvimos que hacer una declaratoria por contaminación atmosférica, debido a que los niveles de PM2,5 se incrementaron hasta 98 m3, cuando lo máximo permitido es 37,5 m3, siendo el valor más alto presentado en nuestros indicadores en los últimos tiempos”, agregó Cáceres.

Por todo lo anterior, el funcionario invitó a la ciudadanía a aportar a la buena calidad del aire, evitando quemar residuos en épocas de sequía, hacer la revisión tecnomecánica, usar bicicletas, vehículos compartidos y reciclar en casa.

(Le recomendamos: Tras solo 7 meses de uso, puente Hisgaura está lleno de huecos)

Recordó que de no cumplir con los índices mínimos de emisiones, principalmente en fábricas y vehículos, se inicia un proceso sancionatorio por parte de la entidad.

DEIVIS LÓPEZ ORTEGA
Corresponsal de EL TIEMPO
En Twitter: @DeJhoLopez
Escríbeme a deilop@eltiempo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *