Personas

Llamado por ayudas para los yipaos, patrimonio cultural del Eje Cafetero – Colombia



‘Guama’ es un experimentado yipero que lleva más de 15 años en el oficio de conducir los tradicionales Jeep Willys. Incluso ha viajado tres veces a Estados Unidos para mostrar sus destrezas a bordo del Willys. Es experto en levantar el carro en dos llantas y girarlo mientras se sube al capó y recibe la ovación de un público que podía rondar las 80 mil personas durante un domingo como hoy.

Hoy sería la versión número 39 del Desfile y Concurso del Yipao de Calarcá, Quindío, si la pandemia por el coronavirus no se hubiera presentado. ‘Guama’ estaría alistando su Willys para salir a descrestar a los espectadores. Desde hace varios años no compite pues ganó tantos años seguidos que ya lo declararon fuera de concurso y solo exhibía sus piruetas.

Este año el objetivo era que su esposa, Diana Marcela Tique se robara el show y compitiera en la categoría de pique acrobático. Pero ‘Guama’, su esposa y los demás yiperos, que año tras año entretenían a los visitantes, tuvieron que guardar sus carros y postergar su espectáculo para cuando puedan volver a realizarse los eventos masivos.

Mientras tanto este gremio pide un salvavidas para que esta tradición no se pierda. Pese a que hace tan solo unos días los yiperos celebraron la noticia de que el Congreso aprobó el proyecto de ley que declaró como patrimonio cultural de la Nación al yipao y a la cultura yipera, afirman que no es suficiente para los conductores de jeep que claman por ayudas que preserven este vehículo.

El proyecto de ley busca preservar la manifestación cultural y todo lo que gira entorno a ella. Incluye las estrategias y políticas para proteger, coleccionar y mantener el uso comercial de los yipaos destinados a la cultura. El proyecto no ha sido sancionado por el Presidente Duque.

“Es excelente esta Ley pero hay que ajustarla porque estamos en situación critica. Nos persiguen y nos ponen muchas arandelas, no podemos ir de Calarcá hasta Armenia porque nos ponen abandono de ruta, pagamos unas pólizas de responsabilidad civil que son muy caras, entre otras situaciones más”, aseguró ‘Guama’.

Agregó que se debe proteger el jeep Willys “el vehículo es nuestra materia prima, sino se protege el vehículo sería como tener la leche pero no tener la vaca. El jeep está a punto de desaparecer por tanta arandela que nos ponen”.

Una de las principales ayudas que estos yiperos recibían eran los desfiles, concursos y exhibiciones de yipaos que realizaban en las fiestas aniversarias de diferentes municipios en el país. Pero con la cancelación de todos los eventos masivos, los conductores de Willys ya no reciben estos ingresos.

Uno de los primeros que se canceló fue el desfile de Calarcá. La alcaldesa (e) del municipio, Paula Huertas, dijo que pese a que el Yipao está reglamentado a través de un acuerdo municipal, este año no se realizará pero se llevará a cabo un homenaje para los yiperos. “Estamos valorando el tema con el Concejo para mirar cómo el rubro que hay para la premiación se puede disponer para ayudas humanitarias pero esa decisión no la puedo tomar de manera autónoma porque hay un acto administrativo de por medio y si vamos a modificar los premios tendríamos que hacer una modificación normativa”, explicó Huertas.

‘Guama’, José Adonias Díaz y Gilberto Bobadilla le enviaron una carta a la mandataria de Calarcá pues llegó la fecha del tradicional Yipao y no les informaron qué iba a pasar con el evento. “Que nos expliquen qué sucedió porque no se han pronunciado para nada y hay un acuerdo municipal y un rubro para la premiación y no nos han dicho nada sobre eso”, dijo ‘Guama’.

Por su parte, Martha Lucía Usaquén, presidenta de la fundación Territorio Quindío, que viene trabajando desde hace años por salvaguardar el yipao y sus conductores, dijo que “ojalá esos recursos que se destinan anualmente para la realización del evento beneficien a los portadores de saberes del yipao, porque estas personas están atravesando una situación sumamente compleja. La situación de ellos siempre es muy dura pero en las condiciones actuales es todavía más dura y hay muchas familias que dependen de los ingresos que ellos reciben con sus yipaos”.

Y añadió que agradecemos que el Congreso aprobara que el yipao sea patrimonio cultural, pero “otra cosa es la declaratoria del Yipao como patrimonio cultural inmaterial de la Nación que significa incluirlo en la lista representativa del patrimonio cultural inmaterial de Colombia y es un trabajo que se viene realizando desde varias entidades incluidas las cooperativas de yiperos y ese proceso sigue pendiente aún”.

Por su parte, el director de Patrimonio del Ministerio de Cultura, Alberto Escovar Wilson-White, le comentó a este medio que “nosotros a través del Consejo Nacional de Patrimonio podemos hacer la declaratoria sin embargo es establecer una normativa especial para preservar el yipao y quizá sí amerite además un proyecto de Ley. Todo lo que se haga en procura de la defensa del patrimonio cultural es bienvenido, cada vez entendemos más la necesidad de ampliar el régimen especial de protección del patrimonio”.

Y agregó que aunque no conoce en detalle la Ley que acabó de aprobar el Congreso “ojalá invite al Ministerio de Transporte a que trabajemos conjuntamente en la preservación de ese sistema de transporte. Lo que hemos procurado hacer es llegar a un acuerdo con el Ministerio de Transporte para que haya un inventario de todos esos yipaos y se llegue a un consenso, obviamente haciéndole unos ajustes a los carros para que puedan seguir operando”.

LAURA SEPÚLVEDA
PARA EL TIEMPO
ARMENIA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *